No soporto a los que compran los gadgets solo por lucir diseño

Lo siento, pero es que es algo que personalmente no puedo soportar. Cierto es que yo mismo, como todos los amantes de las últimas tecnologías, valoro mucho un buen diseño que combine la usabilidad con la belleza del gadget, sin embargo lo que más suma puntos a la hora de escoger mis dispositivos es su funcionamiento y rendimiento.

El mundo de Apple tiene una ventaja que a su vez genera algunos inconvenientes, para mi al menos, la principal es su exclusivo diseño. Cuando sacas tu MacBook, tu iPod, o tu iPhone, la gente no puede evitar girar la cabeza, porque son realmente bonitos, además de funcionar de forma espectacular (al menos la mayoría de los productos). Es inevitable que sientas un puntito de orgullo por generar cierto grado de expectación, pero lo realmente importante a la hora de la verdad es que el ordenador o el dispositivo funcione como esperas que lo haga. Al menos esto es lo que pienso yo. Por contra existenten otro tipo de usuarios que le dan tanta importancia al diseño que se olvidan del producto que tienen entre manos. Toda esta reflexión sobre los Fashion Victims de los gadgets, me llega por una anécdota que os paso a contar de forma breve, y que me ha ocurrido esta misma noche:

Me encontraba cenando algo con mi novia en un bar de mi ciudad, Zaragoza. Pese al bombo que parece haber tenido la aparición del iPhone 3G, todavía no había visto a penas un par de iPhone por la calle. Al parecer había un chico, unas mesas más atrás, que tenía uno y lo iba exhibiendo como si fuera un distintivo de clase o de qué se yo. No paraba de pavonearse por la interface gráfica y por lo bonito que lucía.

Esto es algo que realmente me abochornó. Al fin y al cabo, pese a no sentir especial simpatía por él, el iPhone es un producto de Apple, y yo me considero maquero convencido. Todos los clichés, y todo el snobismo del que Apple y sus usuarios reales, han intentado huir los últimos años, parecían volver a relucir en las manos de un niño al que su papá le regaló un “juguete” del que estoy convencido (por la forma en la que hablaba) que ni siquiera conocía la mitad de sus posibilidades y solo lo usaba para ser más guay y molar más que el resto. Qué tristeza. La mayoría de los maqueros que he tenido la suerte de conocer, gracias a este blog/Podcast, como al GUM Zaragoza, son personas humildes y sencillas, aunque orgullosas de sus equipos es cierto, pero ante todo gente que valora el producto por encima de vanalidades y chulerías que no conducen a nada. Por situaciones como la generada por ese chaval del iPhone, es por la que muchos todavía consideran a los maqueros unos pijos y gente que compra los aparatos solo para lucirlos, dando por hecho que no son buenos productos. Y esta creencia me da mucha pena, porque sé a ciencia cierta, que el grueso de maqueros no es así.

15 comentarios en “No soporto a los que compran los gadgets solo por lucir diseño

  1. “No soporto a los que compran los gadgets solo por lucir diseño”.

    Yo tampoco…

    El diseño es algo más de las cualidades de determinados productos.

    Basarse únicamente en el diseño es de ¡PIJOS! jajajajajajajaja

  2. Buenas:

    Llevo apenas mes y medio en el mundo Mac (soy un switcher , si) y la verdad es que debería haber hecho el cambio hace años.
    Diseño? pues sí… pero sencillamente… es que es OTRO MUNDO.

    Los que valoran su tiempo deberían usar mac. punto.

Los comentarios están cerrados.