Solución para widgets rebeldes

Hoy me ha ocurrido una cosa que jamás pensé que pudiera pasarme. Y no porque el Leopard no pueda dar fallos, que alguno da, pero a veces ni pensamos en los widgets que tenemos en el Dashboard y que alguno nos puedar tocar las narices.

Por defecto el sistema lleva instalados unos widgets de serie, y en concreto lleva un traductor de varios idiomas aunque algo limitado para lo que podemos encontrar por google. Sin embargo para salir del paso mas de una vez lo he usado. Hoy, no tengo idea de por qué, se me ha quedado colgado solo y exclusivamente ese widget. Lo primero que he pensado ha sido en desinstalar y volver a instalarlo, pero me ha parecido ridículo para solo un widget, por tanto me he puesto a investigar y he descubierto que con un simple CMD+R pinchando sobre el widget que te da problemas se reinicia (además con un curioso efecto de espiral) Y ahí tenía de nuevo mi traductor en perfectas condiciones dentro del Dashboard de mi Mac.

Es un pequeño truco, pero quería compartirlo con vosotros, sobre todo para los más switchers como yo, que estoy seguro de que cosas así nos hacen perder tiempo y tienen fácil solución 😉

Podéis bajar más widgets desde la web de Apple (pero no os paséis que aunque son pequeños consumen memoria, así que lo mejor es tener solo los necesarios)

El soporte de WordPress funciona

Esta tarde me he dado un pequeño (gran) susto. Al querer entrar al panel de control del blog me aparecía un mensaje indicando que el blog había sido borrado por el administrador. Como aquí me administro yo solo como puedo, me han entrado las paranoias. Para empezar porque no me hubiera hecho ninguna gracia que este blog desapareciera del mapamundi de Internet, y segundo porque me ha dado por pensar que alguien me había robado la contraseña de algún modo y me hubiera fastidiado tirando a la basura este blog.

Como sabéis está bajo el host gratuito de WordPress.com, por lo que les he mandado un mensaje al Soporte, explicándoles en un perfecto inglés de traductor de google, que mi blog se había borrado por arte de magia. Afortunadamente a la hora y media todo había vuelto a la normalidad. Y es que por lo visto debían estar haciendo reestructuraciones en las entrañas de algunos servidores, y de ahí esa hora de incertidumbre. El caso es que los del soporte de WordPress en seguida me han mandado un mail explicándome el problema y quitándome todas las preocupaciones sobre el funcionamiento de No tengo iPhone. La sangre ha vuelto a circular por mis venas.

Por tanto, y como se suele decir: “Al César lo que es del César“, un 10 para la rápida respuesta de los chic@s del soporte de WordPress.